Sillas icónicas y de diseño by Domini Design

Egg Chair

Cada año, en agosto, suelo preparar “el año nuevo”, ya que para mi empieza en septiembre. ¡Sí, sí! Y eso implica disponer de una agenda renovada en la que anotar mis planes y retos, nuevas lecturas para estimular el córtex, y, entre otras cosas, hacer cambios en mi casa.

De ahí, que estas semanas haya estado buceando por Internet en busca de mobiliario, y sobre todo de nuevas sillas para que le den un toque diferente a las estancias de mi hogar. Entre las finalistas se encuentran los siguientes modelos:

Fue diseñada para Carl Hansen & son en 1949 por el danés Hans J. Wegner, quien diseñó más de 500 a lo largo de toda su vida. Esta silla es conocida por diferentes nombres: como la “CH24”, como la “silla Y” por la forma de su respaldo o Wishbone chair, porque recuerda al hueso del pecho del pollo.

Esta silla se empezó a fabricar en 1950 y formaba parte de la serie “sillas chinas” inspiradas en retratos de comerciantes daneses sentados en sillas Ming. Precio: 132 €

Las Plastic Armchairs fueron un diseño de la pareja Charles y Ray Eames, en colaboración con Zenith Plastics para el concurso “Low-Cost Furniture Design”, que organizó The Museum of Modern Art of New York en el año 1950. La que más me gusta es la que tiene brazos y patas de arce. Su base es de polipropileno. Precio: 67,50 €

El Lounge Chair, creado también por Charles y Ray Eames en la década de 1950, fue diseñado con el objetivo de combinar elegancia y confort supremo. Desde entonces, está considerado como un clásico del diseño de mobiliario del siglo XX. ¡Esta me vuelve loca!. Precio: 799 € 

El icónico sillón Egg (huevo) de Arne Jacobsen, arquitecto y diseñador industrial danés, fue diseñada expresamente para el vestíbulo del Hotel Royal de Copenhague en 1958. Esta silla es muy acogedora, y ha sido expuesta en memorables producciones cinematográficas. Es de las más caras, a pesar de que se trata de este tipo de objetos que son para toda la vida. Precio: 954 €

Como podréis comprobar, todas ellas son reproducciones de las míticas sillas de algunos de mis diseñadores favoritos, y las he encontrado a muy buen precio en la web Domini Design. Ahora solo toca que mi chico y yo nos decidamos, y podamos contar con alguna de ellas para que formen parte de nuestra Home Sweet Home. Ay! Y vosotros ¿con cuál os quedáis?

¡Feliz semana!

Comentarios 0

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *