Encuadernadora Calero: back to the origins

Encuadernadora Calero

Cuando parecía que todo estaba perdido… resulta que descubres lugares en los que, aunque parezca un espejismo, todavía apuestan por lo artesanal, «lo de siempre» convirtiéndose en esa aldea gala que se resiste a la tecnología y que además, tal y como sucede en este caso en concreto, aboga por «revivir y trasmitir el arte de la encuadernación artesanal» a través de la encuadernación, restauración de libros, enmarcación de cuadros y talleres relacionados con las artes del libro y del papel.

Encuadernadora Calero_herramientas

La Encuadernadora Calero es en definitiva la reinvención de un pequeño negocio familiar con más de cien años de historia, cuyos nuevos dueños han recuperado este antiguo oficio artesano, en el que encuadernan libros en piel o en telas y con papeles pintados a mano; restauran libros antiguos, obra gráfica y colecciones; diseñan álbumes de fotos a medida cosidos de forma artesanal (que no pegados); hacen estampaciones, dorado de cortes y grabación de iniciales y coronas y se ocupan de todo tipo de artículos de piel: desde la reproducción de estuches, tarjeteros, joyeros, escribanías e incuso fundas para el iPad, hasta el forrado y la decoración de muebles en piel, incluyendo la compartimentación de cajones para cubertería de plata. Además, enmarcan todo tipo de láminas, cuadros y espejos en distintos estilos a gusto del consumidor, y todo a precios más que asequibles.

Como os adelantaba esta encuadernadora nació en 1907 y está considerada como uno de los talleres de encuadernación más antiguos de España. De hecho, ni siquiera cerró sus puertas durante la Guerra Civil… Por ello, resulta muy interesante y sorprendente que teniendo en cuenta la sociedad en la que vivimos y los tiempos que estamos atravesando todavía existan personas que apuestan por el trabajo 100 % artesano a pesar del apogeo tecnológico.

Sus nuevos propietarios – el empresario Nacho Mateos, junto con Mayte Gómez Carabias y Chon González (antiguas trabajadoras de Calero con más de 20 años de experiencia en el negocio y hoy también socias) así como la restauradora Mónica Sánchez (que ha trabajado en los laboratorios de restauración de la Biblioteca Nacional, del Museo Naval o del archivo de la ciudad de Westminster entre otras instituciones) y la enmarcadora Carmen – han creado de la mano de la arquitecta y amante del diseño Luisa González Portillo un espacio dividido en dos ambientes: el taller y el aula, arropados por ladrillo visto y vigas de madera y que conservan el encanto, la magia y los útiles propios de un oficio artesano que lleva funcionado sin tregua desde principios del siglo XX. Aquí cuentan con guillotinas, volantes, cizallas y máquinas de coser antiguas, que siguen en uso y son sus herramientas de trabajo, más de 2.000 hierros entre tipografías, adornos y ruedas de ornamentación (que constituyen una de las mayores colecciones de España) y sellos de las empresas y estamentos oficinales para las que ha trabajado Calero desde su fundación. Aquí se respira historia y buen hacer.

Por otro lado, donde también son fuertes es en su aula, donde imparte talleres para particulares o empresas. Porque el objetivo del nuevo Calero no es solo ofrecer al madrileño un servicio ya casi desaparecido, sino también «transmitir el conocimiento adquirido a lo largo de los siglos y volver a poner en valor un oficio que se disfruta con los cinco sentidos». Por eso en sus instalaciones ofrece cursos intensivos o de larga duración que van dirigidos tanto a quienes quieran profundizar en alguna técnica (como estampación en dorado o mosaico en piel, de introducción a la restauración «para aprender a restaurar en casa esos libros con valor sentimental», de cartonaje «para hacer tus propios estuches decorados, joyeros, espejos y casi todo lo que se te ocurra», de dibujo y pintura, de caligrafía, de enmarcación o de encuadernación incluyendo desde técnicas tradicionales occidentales y orientales hasta los procedimientos más modernos) como a todo aquel que busque encontrar un nuevo hobby.

EncuadernadoraCalero_handmade

Un bonito lugar al que acudir para volver a contactar con nuestras raíces, darle una segunda vida a esos libros que tienen valor sentimental para nosotros y para hacer un regalo especial.

Sitio:

Encuadernadora Calero

Contacto:

91 319 49 79 / 619 770 158

Dirección:

C/ Bárbara de Braganza, 11 (Madrid)

Horario:

De lunes a viernes de 9 a 19 h.

La aldea gala de la encuadernación.

Comentarios 0

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *