Chicago I love you

Chicago Thebean

Junto a Montreal y Copenhague, Chicago se ha convertido en una de mis ciudades favoritas del mundo. Y es que las tres son ciudades muy cosmopolitas, llenas de lugares fascinante, arte de raudales y que están en constante ebullición.

Asimismo, si no habéis estado en Chicago, tenéis que saber que previamente tenéis que solicitar el ESTA – toda la info la podéis encontrar haciendo click aquí –.Una vez dispongáis de este documento oficial confirmado, ya solo tendréis que organizar vuestro viaje a este precioso destino, que ya os advierto que merece muchísimo la pena conocer. Por ello, y para facilitaros la tarea, aquí os dejo mis mejores tips. ¡Espero que os sirvan de ayuda!

  • Museos imprescindibles

The Art Institute of Chicago

Es el segundo museo de arte más importante del país y posee una extraordinaria colección de pinturas impresionistas y postimpresionistas, solo superada por las de Francia. Os recomiendo que le dediquéis unas 3 horas, sino más, ya que el museo vale muchísimo la pena y es enorme.

Entre mis favoritas destaca: “Los Halcones de la noche” de Edward Hopper, “Gótico americano” de Grant Wood, “America Windows” de Chagall, “El viejo guitarrista viejo” de Picasso, “La invención de los monstruos” de Dalí, y todo lo que alberga la Modern Wing. Mi lista es infinita, y por eso os recomiendo que vayáis con tiempo, que compréis las entradas por Internet y lo disfrutéis a tope.

Museum of Contemporary Art

Después de haber estado en el primero, éste se queda corto, pero si sois amantes del arte contemporáneo como yo, vale la pena que vayáis. Solo el edificio es chulísimo y dentro alberga expos de fotografía minimalista, surrealista y conceptual, performance, video arte, trabajos de artistas noveles y consagrados, etc… Su café, su tienda y su jardín también merecen una visita.

  • Mis lugares favoritos

Lincoln Park

Este barrio me volvió loca, a pesar de que es una de las zonas más caras de Chicago. Y es que esta zona residencial parece de cuento y está llena de restaurantes, clubes de blues y rock, tiendas de moda y cafés preciosos. Por si esto fuera poco, aquí es donde está el Zoo y un parque sorprendente – el más grande de Chicago –, llenos de vegetación y de paz.

Navy Pier

Este lugar es mágico y en verano, todas las noches, hay fuegos artificiales fantásticos. Además, está considerada como la atracción más visitada de Chicago.

Os recomiendo que lleguéis al Pier desde Lincoln Park. Es una buena pateada pero podréis pasear por la playa, bañaros si queréis, disfrutar de los rascacielos que se ven desde el otro lado de la orilla y recorrer una zona menos turística y que resulta ideal para hacerlo en bici.

Si queréis más vistas, subid a la noria, porque desde arriba alucinaréis.

Magnificient Mile

A lo lago de Michigan Avenue, entre el río Oak St, se encuentra la Magnificient Mile, que es la calle más famosa comercialmente hablando y la más exclusiva de Chicago. Aquí se encuentran las tiendas más caras y, como no, Zara.

Gold Coast

Esta es la zona favorita de la gente con pasta. Aquí podréis ver coches de lujo, señoras con joyones, etc…

360º Chicago

Aquí se encuentra este impresionante rascacielos de 94 pisos – el cuarto más alto de la ciudad –, desde el cual hay unas vistas tremendas. Sobre todo, en la Golden hour. También ofrece una atracción que se llama “The TILT”, que se trata de una serie de plataformas enormes de cristal que se inclinan hacia el suelo y tienes la sensación de caerte al vacío. Es una turistada, pero mola.

Playa de Oak Street

Está súper céntrica y es ideal para tomar el sol, darse un chapuzón y hacer un picnic. Hay de todo para un día de playa muy auténtico.

The Loop

El corazón financiero e histórico de Chicago concentra toda la acción, y esta zona suele ser la más concurrida, tanto por oficinistas como por turistas, ya que es la zona de ocio preferida de la ciudad. Aquí se encuentra el Art Institut of Chicago, el Millenium Park, la Willis Tower, el Theater District… y edificios excepionales y obras de arte en la calle, que os dejarán con la boca abierta como el Flamingo de Alexander Calder.

Os recomiendo muchísimo que más allá de ver los hot spots, deambuléis por sus calles. Sentiréis que estáis en un plató de cine.

Millenium Park

Es una de las joyas de Chicago y deslumbra por sus impresionantes obras de arte contemporáneo al aire libre como el auditorio de Jay Pritzker Pavilion, obra de Frank Gehry – en verano casi todos los días hay conciertos gratuitos y conciertos –; la Crown Fountain del español Jaume Plensa, y que se trata de mi obra favorita de la ciudad y del mundo – consta de 2 torres de vidrio 15 m de alto; que proyectan las caras de 1000 ciudadanos de Chicago. Cada rostro se muestra con los labios fruncidos y por ellos sale un chorro de agua –, la alucinante Cloud Gate (The Bean) de Anish Kapoor – ¡una maravilla de 110 toneladas que refleja el cielo, el skyline y a todo aquel que se enfrente a él! – o el precioso y apacible Laurie Garden, que destaca por sus flores multicolores y su paz. Si vais en invierno, podréis patinar sobre hielo.

Willis Tower

Mide 442 m y es el rascacielos más alto de Chicago. Desde él hay unas vistas impresionantes de toda la ciudad, y desde el Skydeck, en la planta 103 y provisto de balcones con la base de cristal y que parecen suspendidos en el aire, podréis vivir una experiencia única. En este caso también os recomiendo que compréis las entradas por Internet para evitar las colas.

Wicker Park

Este es el barrio en el que yo me alojé, concretamente en The Robey. Para mi lo tiene todo. Está super bien ubicado, está lleno de tiendas alternativas chulísimas, de segunda mano, Street art, cafés, bares, librerías antiguas y un ambiente ecléctico muy guay.

Aquí también está el 606 Trail, que al igual que el High Line de Nueva York es un sendero urbano elevado, de 4,3 km, que discurre a lo largo de una vieja via de tren. Se puede deambular por él a pie o en bici y ¡es genial!

West Loop

Esta zona antes era un suburbio, pero ha cambiado y ahora tiene un look como el del Meatpacking District de Nueva York, y se ha convertido en una zona muy demandada y carísima.

Aquí encontraréis buenos restaurantes, las oficinas de Google, galerías de arte como la de Peter Mars, unos cuantos coworkings, el Soho House, pisos de lujo y un Whole Foods, si como yo sois fans jejejeje

  • Foodie spots

Esta lista podría ser infinita, ya que en Chicago comí ¡a lo loco! Y pocas veces te encuentras con tantas tentaciones, la mayoría poco healthy pero deliciosas, concentradas en un mismo lugar.

Aquí os dejo parte de mi selección:

  • The Allis, uno de los restaurantes del Soho House.
  • Au Cheval, para comeros la mejor hamburguesa in town!
  • Giordano’s pizza (si os gusta la típica pizza americana gordita) o La Costra pizzeria.
  • Stan’s Donuts & Coffee (donuts espectaculares)
  • Café Robey, ubicado en el hotel The Robey, este restaurante tiene una carta digna de ser degustada. Platos mediterráneos, creativos y muy ricos.
  • Café de especialidad en La Colombe o en Sawada Coffee.
  • Dove’s Chicago: cocina mexicana pero diferente. ¡Delicioso!

Más en mi Instagram: @cecilecollage

¡Feliz semana!

Comentarios 0

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *